"Νάρκισσος"

Dice, habla, implora.
Mira al híbrido, dos almas que se unen.
Calla y rechaza, con Narciso habla
de comparativa y no acierta.
Que se ve en agua, no se enamora,
cae igualmente.
Se cae en espiral y se ahoga con lloros
e imploros de lobos.
No miente, pero tronco no es.
Maldito equilibrio humano pensó.
Espadas, palos y poco amor vio.
Deseo, ninguno.
Miedo, el suficiente.
Némesis.

«De Narciso nació su flor gracias a Némesis y su amor por verse reflejado»

Anuncios

"Paranoia sin nombre"

Había un humo, saliendo de la boca, rozando los labios. Agarraba la pluma con mano temblorosa, se disponía a escribir otra historia de desahogo inútil. Tumbado, callado, sin nada que querer decir. Veía la imagen una y otra vez, se atormentaba con el significado. Cortó de raíz, aquejó la vida.
Tiene miedo, es inseguro. Mataría a cualquiera por proteger lo suyo a la par que desecharía todo.

«Dicen que si ves una máscara, son indicios de paranoia»

"Autonombre"

Dicen que no hay soledad más grande que la de estar rodeado de gente y sentirse solo, es decir, la auto-inducida. El alma me llama, volvería. Quemaré los papeles y serán polvo.
La vida es eso que te quema, que te escuece, que hace que sientas, ya sea dolor o satisfacción.
Cuando cuentas todo, se sabe. Mejor es no decir y descubrir, que descubran. Y que no seas todo lo que crean.

"Demencia, arte, anorexia y sexo"

 Incorporar el arte a la música,
lo sucio a la noche,
perfume al aire,
el caos a la arquitectura
de nuestro mundo.

Una bóveda de estrellas,
nos quedan pequeñas, poco iluminadas.
Me siento más yo.

Tengo claro que la vida no se destruye,
cambia, como por comer,
arte, piano desafinado, película desgastada.

Y allí está
en la vida de la noche,
contando las estrellas,
viviendo en soledad.

Vuélvete, la noche me atormenta,
me distrae el vuelo,
soy yo, no puedo ser tú.
Demencia, arte, anorexia y sexo.

"Psicopatología"

Dicen que los psicóticos ven cosas, que se imaginan algo que no existe, que se inventan enemigos… Cada cual es un poco loco, yo que me había propuesto todo y nada en esta vida, pues bien, ahora me encuentro en lo mismo de siempre, pensando, pensando y más pensando.
Pensando en sobre cómo ser, pensando en cómo hablar, pensando en cómo armarme, pensando en cómo plantarme delante de cada cara y empezar a cantar como un gallo por la mañana. Si todo fuera como debiera ser, si todo debiera como fuera ser.
Maldita la hora,
bendito el momento,
que soy quien no debo
y en trato me convierto.
Atentos todos, que el tedio es redundante, las palabras al aire van, los idiomas hablan en distintas lenguas un mismo vacío, las venas se secan, las gargantas se callan en ruidosos silencios y los ríos en fango quedan.

"Una cascada"

A veces siento que me centro demasiado en mi proyección, me pregunto si no estaré malgastando, quizás un destello no vendría nada mal. Y estamos con unos días de lluvia, una cascada de agua y pensamientos, así que os lo resumiré todo en simplemente dos frases muy sencillas:

“Estoy afuera desde las 4 de la mañana, porque es difícil estar en la calle durante el día a causa de los transeúntes.” Vincent van Gogh.
“Mi vida ha sido capricho, impulso, pasión, anhelo de la soledad, mofa de las cosas de este mundo; un honesto deseo de futuro.”  Edgar Allan Poe.

"La esfinge de la muerte"

Porque en las casas blancas las manchas negras son agrietadas, llegar a contarlas nunca es bueno, pero es que te obsesionas y piensas, son sólo veinte, treinta para asegurarse. A veces pienso que esperar nueve años se me va a hacer demasiado largo.

"Der eis modell"

Y me encontró en el suelo otra vez, me cogió y me entró en la ducha para reavivarme con agua fría y me desperté con un grito, era un sueño, otra vez. Tenía dolor de cabeza, me tomé una pastilla y me volví a dormir en aquella habitación de Berlín.

"Fuerza"

Cada vez mi vida se complica más y me siento desanimado, necesito fuerzas y no sé de dónde extraerlas, me deshago como barco de papel en el mar, y muero como gaviota en el océano.

"La realidad de este mundo"

Cuando sientes que la vida se te va en pensar demasiado las cosas y que la rabia es un gasto inútil que lo único que hace es consumirte, entonces piensas que todo en esta vida ha de pasar y que no eres lo más especial de este mundo, sino al contrario, que lo que tenga que pasar pasa y que eres una simple casualidad más del universo lleno de azar, al fin y al cabo, a este mundo se viene a aprender y si te acercas demasiado a la luz significa que dejas una larga sombra detrás.